Novedades

fuentes RSS

No se han añadido fuentes RSS

Bolas Chinas

 Bolas Chinas                                      

Entrenadores suelo pélvico, bolas GHEISA lo habitual es que estén formadas por dos bolas exteriores y dos bolas de mayor peso y menor tamaño dentro de estas y unidas entre si. Hay diferentes tipos de bolas chinas desde las de toda la vida, hasta las que van en equipo, haz ejercicios vaginales....

 Bolas Chinas                                      

Entrenadores suelo pélvico, bolas GHEISA lo habitual es que estén formadas por dos bolas exteriores y dos bolas de mayor peso y menor tamaño dentro de estas y unidas entre si. Hay diferentes tipos de bolas chinas desde las de toda la vida, hasta las que van en equipo, haz ejercicios vaginales.

Son introducidas por la mujer en la zona de la vagina. Las bolas internas con el movimiento de andar chocan contra las grandes creando una vibración y una pequeña estimulación dentro de la vagina.

Creadas para el fortalecimiento de los músculos pubocoxígeo, son muy fáciles de usar y por tanto de realizar los ejercicios de Kegel, denominados estos ejercicios por el doctor Arnold Kegel, estos consisten en hacer el movimiento de aguantar o retener el pis durante unos segundo de forma que tensas los músculos ejercitando y fortaleciendo todos los músculos que forman las paredes de la vagina y ano. 

¿Porque fortalecen las bolas chinas?

Las bolas al llevar un peso, hacen de pesas dentro del cuerpo de la mujer desarrollando y fortaleciendo más rápido sus músculos, entrenando y por tanto aprendiendo a distinguir los movimientos que se pueden hacer dentro y fuera de la vagina.

El aumento muscular de la zona consigue que puedas controlar las ganas de orinar y por lo tanto dejes o no tengas perdidas de orina, el llevar internas las bolas chinas ayudan a la lubricación, importante esto sobre todo la llegar la mujer a la menopausia se pierde lubricación natural, es por ello que el uso de las bolas chinas continuado también ayuda a mantener la lubricación cuando llegamos a esa etapa de nuestra vida.

Otro de los beneficios que conllevan es después del parto o durante el embarazo, mientras estas embarazada el uso de estas harán que tengas más fuerza a la hora de tener que hacer el esfuerzo de empujar para sacar al bebe y después de la cuarentena y volver a ponerlas te ayudaran recuperar mucho antes la zona.

Mejores relaciones sexuales.

La consecuencia de entrenar la vagina con las bolas chinas es que con el mayor control del movimiento y aumento de fuerza interna lograrás unas relaciones sexuales con inserción con mucho más placer tanto para ti como para el.

Hoy en día podemos encontrar distintos tipos de bolas chinas o entrenadores personales para la vagina, existen en el mercado equipos formados por una única bola, con dos bolas o equipos de dos bolas peor intercambiables para hacer el ejercicio más progresivo.

Otros tipos de entrenadores

También existen entrenadores por vibración, estos desarrollas los músculos por la fuerza que ejerces contra las paredes del vibrador aumentando o disminuyendo la velocidad de la vibración esto os indica que fuerza habéis adquirido a diferencia de las bolas estos entrenadores os enseñan el control de los movimientos de los músculos.

La ultima generación de entrenadores vienen con una APP para divertirte a la vez que haces los ejercicios ya no necesitas estar de pie puedes entrenarte echada en el sofá o en la cama ya que la presión que ejerces sobre el vibrador se transmite por bluetooth a tu smartphone o teléfono inteligente.

Más

Bolas Chinas Hay 28 productos.

Subcategorías

  • Todo en bolas chinas

     Todo para ejercicios vaginales             

  • Bolas chinas

     Bolas chinas                                          

    Las bolas chinas son el conjunto de dos bolas unidas entre si por un cordón o por una pared de silicona, su principal función es hacer ejercitar los músculos vaginales de la mujer fortaleciendo toda la zona que esta unida con los músculos anales por el peso que estas llevan dentro las bolas.

    Las bolas chinas su nombre indica de que pais son originarías, nacen por la época de los feudales y ya por aquel tiempo su uso era estrictamente medico, ya que las usaban las mujeres después de los partos para fortalecer y recuperar su zona vaginal, entrenando a esta con unas bolas pesadas una iba dentro y la otra se quedaba fuera unidas por una cuerda larga, nada que ver con lo que hoy en día existe y su evolución.

    Hay que quitar muchos mitos de que con las bolas chinas puestas vas a disfrutar mucho, no es su fin y pocas son las mujeres que solo el simple hecho de llevarlas puestas, se hayan sentido tan excitadas que hayan llegado al orgasmo.

    Su funcionamiento es muy sencillo, se introducen dentro de la vagina y se les deja cerca de la salida de forma que actúe la gravedad es por ello que al llevarlas puestas deberás estar la mayor parte del tiempo de pie.

    Al principio por casa, y con el tiempo, podrás desde hacer la compra con ellas, hasta llevarlas en el trabajo, como irte a pasear con ellas puestas, una vez que ya te has acostumbrado a ellas puedes llevarlas tanto tiempo como te apetezca.

    Eso si has de ser constante, la constancia hace que una vez dejes de llevarlas puestas los músculos aguanten mucho más tiempo tersos y con los beneficios que ellas han creado en tu cuerpo.

    En esta sección están las bolas chinas dobles, estas se diferencian de otras en que cuando las pones vas a sujetar el peso mayor que te dan las bolas por eso os recomendamos que si decides comprar este tipo de bolas no tengas ya ningún tipo de perdida de orina o hayas tenido uno o más partos naturales.

    En ambas situaciones puede ser que no sujetes las bolas por su peso y porque no tengas la fuerza suficiente, si te ocurre eso deberás comprar unas bolas chinas de una unidad.

    Advertencia: las bolas chinas metálicas o de acero no están recomendadas para mujeres que no hayan entrenado mucho sus músculos vaginales, su peso superior al resto de bolas las hacen difíciles de sujetar, nunca las compres si no tienes el músculo muy ejercitado, puedes provocarte una lesión.

    Los tiempos

    Las bolas al ser para ejercitar un músculo que puede estar mas débil de lo habitual, ya sea por la edad, por partos naturales, al ir a entrenarlo debemos seguir unos pasos muy sencillos, estos requieren unos tiempos de sujeción de las bolas chinas dentro de la vagina: 

       - primera vez: reconocimiento, vamos ha hacernos amigas de las bolas, en este momento ponlas bien de pie o bien recostada en la cama, levanta y te mueves por la habitación, notando lo que sientes con ellas puestas, si no se caen deja las dentro durante unos diez minutos. Paso ese tiempo saca las y descansa.

       - la segunda vez: ya somos conocidas, esta vez ya es más fácil ponerlas y voy con mayor seguridad, las llevo mientras hago tareas del hogar o estoy preparando la comida, controlo la hora ya casi las he llevado una hora, las saco y descanso, mañana será otro día. 

       - la tercera vez: casi somos amigas, no me ha costado nada ponerlas y he empezado el día con ellas puestas, me he duchado, he preparado el desayuno, he recogido un poco la casa y hasta me he hecho la cama, uy han pasado 50 minutos, creo que por hoy es suficiente con mis amigas.

       - la cuarta vez: son como de la familia, nada mas despertarme me he acordado de ellas me las he puesto y al terminar mi rutina por casa me he ido con ellas a comprar, me he acordado y en un semáforo esperando a que me permita cruzar, he separado las piernas y he hecho esos ejercicios que me explicaron los kegel, he hecho los movimientos de aguantar el pis y los he contado, los he hecho tres veces en series de 30 movimiento cada vez. He llegado a casa y me las he quitado hoy me he dado una buena sesión de ejercicios vaginales.

    Ya he conseguido mi primer objetivo salir con ellas puestas, a partir de ahora mi reto será irme de paseo con ellas, trabajar con ellas puestas, voy a ser constante y así tener la zona vaginal, fortalecida, bien lubricada y desde que las llevo tanto tiempo lo noto en mis relaciones sexuales, parece que controlo más los músculos y se diferenciar los movimientos. 

  • Bolas chinas por peso

     Bolas chinas por peso                           

    A diferencia de las bolas chinas tradicionales os podemos ofrecer un equipo de pesos en forma de bola china donde el ejercicio lo podréis hacer progresivamente y comenzando con poco peso y llegar despacio al máximo peso que las bolas me permitan y así acostumbrar los músculos al nuevo ejercicio...

    En esta sección os ofrecemos las bolas chinas por peso, estas se diferencian de las en que son equipos de bolas con dos, tres y cuatro bolas, de distintos pesos y en algún caso también de tamaño.

    Con estos equipos el ejercicio que vais a realizar con vuestra vagina va a ser progresivo ayudando así a los músculos a tonificarse y adquirir mayor fuerza de un modo mejor, no deja de ser un músculo y necesita un tiempo e adaptación.

    Especialmente indicadas para mujeres jóvenes o mayores, con hijos o sin hijos, pero que noten algo de perdida de orina o que no pueden controlar bien los músculos de esa zona.

    Su funcionamiento es muy sencillo, se introducen dentro de la vagina y se les deja cerca de la salida de forma que actúe la gravedad es por ello que al llevarlas puestas deberás estar la mayor parte del tiempo de pie.

    Al principio por casa, y con el tiempo, podrás desde hacer la compra con ellas, hasta llevarlas en el trabajo, como irte a pasear con ellas puestas, una vez que ya te has acostumbrado a ellas puedes llevarlas tanto tiempo como te apetezca.

    Eso si has de ser constante, la continuidad hace que una vez dejes de llevarlas puestas los músculos aguanten mucho más tiempo tersos y con los beneficios que ellas han creado en tu cuerpo.

    Los tiempos

    Las bolas al ser para ejercitar un músculo que puede estar mas débil de lo habitual, ya sea por la edad, por partos naturales, al ir a entrenarlo debemos seguir unos pasos muy sencillos, estos requieren unos tiempos de sujeción de las bolas chinas dentro de la vagina: 

       - primera vez: reconocimiento, vamos ha hacernos amigas de las bolas, en este momento ponlas bien de pie o bien recostada en la cama, levanta y te mueves por la habitación, notando lo que sientes con ellas puestas, si no se caen deja las dentro durante unos diez minutos. Paso ese tiempo saca las y descansa.

       - la segunda vez: ya somos conocidas, esta vez ya es más fácil ponerlas y voy con mayor seguridad, las llevo mientras hago tareas del hogar o estoy preparando la comida, controlo la hora ya casi las he llevado una hora, las saco y descanso, mañana será otro día. 

       - la tercera vez: casi somos amigas, no me ha costado nada ponerlas y he empezado el día con ellas puestas, me he duchado, he preparado el desayuno, he recogido un poco la casa y hasta me he hecho la cama, uy han pasado 50 minutos, creo que por hoy es suficiente con mis amigas.

       - la cuarta vez: son como de la familia, nada mas despertarme me he acordado de ellas me las he puesto y al terminar mi rutina por casa me he ido con ellas a comprar, me he acordado y en un semáforo esperando a que me permita cruzar, he separado las piernas y he hecho esos ejercicios que me explicaron los kegel, he hecho los movimientos de aguantar el pis y los he contado, los he hecho tres veces en series de 30 movimiento cada vez. He llegado a casa y me las he quitado hoy me he dado una buena sesión de ejercicios vaginales.

    Ya he conseguido mi primer objetivo salir con ellas puestas, a partir de ahora mi reto será irme de paseo con ellas, trabajar con ellas puestas, voy a ser constante y así tener la zona vaginal, fortalecida, bien lubricada y desde que las llevo tanto tiempo lo noto en mis relaciones sexuales, parece que controlo más los músculos y se diferenciar los movimientos. 

    ¿Tengo que hacer todos los tiempos por cada cambio de bola china?

    No, estos tiempos son para el primer contacto con las bolas chinas, si os sugerimos que con cada aumento de peso, estéis por casa al menos 30 minutos para ver que sientes con el cambio de peso si las sujetas bien. 

    Pasado este tiempo haz tu vida normal o lo que hayas pensado hacer cuando llevas puestas las bolas chinas por peso. 

    Al menos tarda un mes en aumentar el peso dentro de la vagina, para que el músculo este tonificado y ya notes que puedes pasar al siguiente peso.

  • Bolas chinas unitarias

     Bolas chinas unitarias                           

    Simples y sin complicaciones, este tipo de bola china es el de menor peso y por tanto el que enseguida acostumbramos a nuestro cuerpo a llevarla dentro, como primer contacto o porque tengo ya incontinencia y solo quiero ejercitar un poco el músculo de la vagina ambas buenas razones de elección...

    Al ser una sola bola china todo se simplifica, tanto en uso como en ejercicio, alcanzo una musculatura inferior que la que nos proporcionan los otros dispositivos de bolas chinas.

    Su funcionamiento es muy sencillo, se introducen dentro de la vagina y se le deja cerca de la salida de forma que actúe la gravedad es por ello que al llevarlas puestas deberás estar la mayor parte del tiempo de pie.

    Al principio por casa, y con el tiempo, podrás desde hacer la compra con ellas, hasta llevarlas en el trabajo, como irte a pasear con ellas puestas, una vez que ya te has acostumbrado a ellas puedes llevarlas tanto tiempo como te apetezca.

    Eso si has de ser constante, la constancia hace que una vez dejes de llevarlas puestas los músculos aguanten mucho más tiempo tersos y con los beneficios que ellas han creado en tu cuerpo.

    En esta sección están las bolas chinas unitarias, estas se diferencian de otras en que cuando las pones, vas a sujetar el peso mayor que te dan las bolas. 

    Los tiempos

    Las bolas al ser para ejercitar un músculo que puede estar mas débil de lo habitual, ya sea por la edad, por partos naturales, al ir a entrenarlo debemos seguir unos pasos muy sencillos, estos requieren unos tiempos de sujeción de las bolas chinas dentro de la vagina: 

       - primera vez: reconocimiento, vamos ha hacernos amigas de las bolas, en este momento ponlas bien de pie o bien recostada en la cama, levanta y te mueves por la habitación, notando lo que sientes con ellas puestas, si no se caen deja las dentro durante unos diez minutos. Paso ese tiempo saca las y descansa.

       - la segunda vez: ya somos conocidas, esta vez ya es más fácil ponerlas y voy con mayor seguridad, las llevo mientras hago tareas del hogar o estoy preparando la comida, controlo la hora ya casi las he llevado una hora, las saco y descanso, mañana será otro día. 

       - la tercera vez: casi somos amigas, no me ha costado nada ponerlas y he empezado el día con ellas puestas, me he duchado, he preparado el desayuno, he recogido un poco la casa y hasta me he hecho la cama, uy han pasado 50 minutos, creo que por hoy es suficiente con mis amigas.

       - la cuarta vez: son como de la familia, nada mas despertarme me he acordado de ellas me las he puesto y al terminar mi rutina por casa me he ido con ellas a comprar, me he acordado y en un semáforo esperando a que me permita cruzar, he separado las piernas y he hecho esos ejercicios que me explicaron los kegel, he hecho los movimientos de aguantar el pis y los he contado, los he hecho tres veces en series de 30 movimiento cada vez. He llegado a casa y me las he quitado hoy me he dado una buena sesión de ejercicios vaginales.

    Ya he conseguido mi primer objetivo salir con ellas puestas, a partir de ahora mi reto será irme de paseo con ellas, trabajar con ellas puestas, voy a ser constante y así tener la zona vaginal, fortalecida, bien lubricada y desde que las llevo tanto tiempo lo noto en mis relaciones sexuales, parece que controlo más los músculos y se diferenciar los movimientos. 


Mostrando 1 - 28 de 28 items